Lunes 11 de Diciembre, 2017

¡A comer frutas y vegetales!

Patricia Vial21 de junio, 2017 | 05:07 AM

Las frutas y los vegetales son un grupo importante de alimentos, que debe formar parte de una alimentación balanceada. Sin embargo, estos suelen quedar olvidados, con mayor frecuencia, en los platos de niños y adultos.

Pero, ¿sabe por qué mamá y papá siempre insisten en que comamos todos los vegetales? ¿O por qué cambiaban las golosinas de la lonchera por una porción de fruta? Para responder estas preguntas, es importante conocer los beneficios que se obtienen al consumir diariamente este tipo de alimentos.

Las frutas y los vegetales son la principal fuente de vitaminas y minerales en la alimentación. Estas son sustancias que el cuerpo necesita para crecer y mantener una buena salud en general.

Al ver las frutas y los vegetales en las estanterías, ¿ha notado la amplia variedad de colores? Esta característica es gracias a unos pigmentos con propiedades antioxidantes, que trabajan como agentes de protección en el cuerpo contra los daños relacionados con el deterioro de las células y el envejecimiento. 

También, son ricos en fibra, la cual agiliza el proceso de eliminación de desechos y previene algunas condiciones, como el estreñimiento, por lo que contribuye a proteger el sistema gastrointestinal. Además, aportan pocas calorías y dan una mayor sensación de plenitud y saciedad, por lo que permiten mantener un peso sano.

Lea: Espagueti salteado con tomate, hongos y albahaca

El consumo de frutas y vegetales es importante en cualquier etapa de la vida. Los niños con edades entre uno y dos años deben consumir tres porciones de frutas y vegetales al día, mientras que los niños mayores de 2 años y los adultos deben comer cinco porciones de frutas y vegetales diariamente. Esta cantidad de porciones es necesaria para cubrir los requerimientos diarios de vitaminas, minerales y fibra que el cuerpo necesita.  

Recuerde que los niños y adultos deben merendar al menos dos veces al día. Estos son los mejores momentos para incluir una porción de fruta.

Además, es importante saber que una porción de vegetales equivale a ½ taza de vegetales cocidos o 1 taza de vegetales crudos.

Si le cuesta incluir frutas y vegetales en su alimentación o en la de sus hijos, intente diversas recetas o formas de preparación. Por ejemplo, para el desayuno, agregue ½ taza de tomates cortados en cubos pequeños al omelette o agregue un banano pequeño cortado en rodajas en su plato de Cereal Fitness de Nestlé®.

Para el almuerzo o la cena, agregue ½ taza de brócoli en trocitos a la Crema de Brócoli Maggi®, o acompañe la coliflor con Queso Americano Nestlé® derretido.

Las frutas y las vegetales tienen cualidades nutricionales únicas, ¡aprovéchelas al máximo al incluirlas en sus comidas diariamente!

Por Patricia Vial
Gerente de nutrición, salud y bienestar de Nestlé Centroamérica



Noticias relacionadas

VEA MÁS



Comentarios

COMENTAR