Viernes 19 de Octubre, 2018

Por sus obras las conoceréis

21 de setiembre, 2018

Fabio Vega

[email protected]

Sufrió presiones en su bancada liberacionista por impulsar una moción para llamar a la Comisión de Ingreso y Gasto Público al expresidente Luis Guillermo Solís, ex secretario general de las filas verdiblancas en un pasado reciente.

Lea: Tierra fértil: Un grito para meditar

Se rebeló, al desligarse de la fracción, para sentarse a hablar con los líderes sindicales, con quienes se niegan a conversar sus compañeros diputados, en tanto no depongan la huelga.

Solidario apoyo brindó al verdiblanco sureño puntarenense, que aprobó exonerar la canasta básica y posteriormente declinar “en su minuto de fama” esa posición, ante una aparente torcedura de brazo venida desde el olimpo.

Busca sentar un precedente de respeto a la ley de Administración Financiera y Presupuesto Público, al denunciar a las autoridades de Hacienda ante la fiscalía, por los pagos de deuda pública no contemplados en el presupuesto.

La rubia, de larga cabellera dorada, de la tendencia figuerista, resultó una “bomba incontrolable” para su jefe de fracción Carlos Ricardo Benavides, de supuesta tendencia arista. Ambos, como buenos porteños del Pacífico, tienen carácter fuerte, con la diferencia de que a la “amazónica” hija de “Chico” Nicolás solamente la doblegan sus propias creencias.

Frangie Nicolás, la rebelde de la fracción liberacionista, no tiene empacho en dar un paso al costado cuando sus valores y pensamientos la inducen a seguir una línea diferente a esa obediencia impuesta al resto de sus compañeros.

Sabe que la curul es su atalaya para defender de manera aislada en lo que cree y pide respeto a sus convicciones. Alega que el corrupto debe pagar y en DIARIO EXTRA señaló que a nadie le hace daño que Luis Guillermo Solís les dé tranquilidad a los costarricenses en aras de la transparencia.

La abogada, con tres maestrías y una cuarta en proceso, es una de las nuevas figuras que emergen de Liberación Nacional, un partido postrado en las dos últimas campañas, y al que algunos dirigentes se niegan a encontrar el camino hacia la luz en el túnel de las derrotas.

La bella legisladora, que se roba las miradas por su elegancia e inteligencia, considera que la gente está cansada de la impunidad y de los políticos poco transparentes y de que diputados, que se suponen son voz del pueblo, no alcen la voz; la gente ha dejado creer en los partidos políticos por la falta de transparencia y rendición de cuentas.

Con el “terrible” de Albino desoyó el canto de la bancada, para sentarse y escucharlo, con la finalidad de mediar y encaminar como diputada el problema hacia una mesa de diálogo. Algo pasó en esa reunión en el Sion, que hoy tiene a los sindicalistas conversando.

Frangie, a la que algunos tildan de populista y mediática, no necesitó de su belleza para ocupar portadas en los medios. Lo es por el resultado de sus convicciones, al ejercer un comportamiento diferente al tradicional “yes man”.

No en vano corrieron esas lágrimas en pos de la ciudadanía, cuando ganó en el 2017 la candidatura a diputada, tras perderla en el último momento en el 2014. Quizás no era su tiempo para esta legisladora, que deberá cumplir los proyectos prometidos a su Puntarenas. Hoy ya la ven como candidata presidenciable, entre la muchachada verdiblanca y más allá. Adelante Frangie, no es populismo, es realismo... por sus obras las conoceréis.



Noticias relacionadas

VEA MÁS



Comentarios

COMENTAR