Miércoles 26 de Junio, 2019

Criar más allá de los estereotipos

12 de abril, 2019

Fernanda Coblentz

[email protected]

Hace poco, una compañía muy famosa de rasuradoras sacó una campaña en donde se habla de lo mejor que el hombre puede ser, una campaña sumamente poderosa en donde se critica la masculinidad tóxica. Yo quedé sumamente impactada y complacida con dicha campaña, pensando alegremente que mi hijo nació en una época en donde podemos dejar de lado los estereotipos de género.

Lea: Mi peor pesadilla

Obviamente estaba equivocada, al parecer fui de las pocas que amó el anuncio, muchos hombres lo criticaron y me di cuenta que en realidad seguimos en una sociedad que encasilla acciones.

Muchas veces mi hijo ha escuchado frases como “los niños no lloran”, “así son todos los hombres”, “eso es para niñas”  y así muchas otras que lo confunden completamente. Por frases como estas vivimos en un mundo con hombres reprimidos que no se permiten sentir emociones, porque hemos sido tan ingenuos que les hemos hecho creer que eso es únicamente para mujeres. Aparentemente, llorar es señal de debilidad, cuando en realidad indica que somos seres humanos.

Además, les hemos hecho creer que son superiores por no poder controlar sus impulsos, como si eso fuera una señal de evolución y no todo lo contrario, o todavía peor, nos hemos quitado el mérito con todo lo que involucra tareas del hogar, porque aparentemente ellos son demasiado cargas como para poder hacerlas. Entonces, se suma una sociedad machista, en la cual ciertos hombres verdaderamente se consideran superiores al hecho de que a nosotras como mujeres nos han hecho sentir que eso es verdad y por ende repetimos esos patrones en nuestra crianza.

Pero entonces veo a mi hijo y digo: "yo no quiero que él crea que por ser hombre debe reprimir sus sentimientos ni mucho menos que se sienta superior por su sexo.Yo quiero que él experimente una verdadera igualdad de condiciones, que él dé por un hecho que las mujeres valen exactamente lo mismo que él".

"Que ambos géneros a pesar de ser diferentes, merecen la misma cantidad de oportunidades, que las mujeres son dignas de absolutamente todo lo que los hombres son y que JAMÁS debe despreciar o hacer sentir menos a otra persona solo porque la sociedad diga que es incorrecto".

Creo en un mundo de igualdad en donde las niñas y los niños crezcan con la convicción de que pueden ser todo lo que ellos quieran, más allá de su género.



Noticias relacionadas

VEA MÁS



Comentarios

COMENTAR