Miércoles 17 de Julio, 2019

Sospechan del presidente por toma de embajada

Según Celso Gamboa, apoderado legal de Nicolás Maduro en C.R.
Marco Antonio González22 de abril, 2019 | 03:07 PM

El régimen de Nicolás Maduro sospecha que el presidente de la República Carlos Alvarado conocía sobre el plan para tomar la embajada de Venezuela en Costa Rica, hecho que ocurrió el pasado 20 de febrero.

Así lo aseguró el exmagistrado de la Sala III, Celso Gamboa, quien funge como apoderado legal de Maduro en Costa Rica.

En una entrevista con DIARIO EXTRA, Gamboa resaltó cómo les llama poderosamente la atención que, para ese día, Alvarado y el canciller Manuel Ventura decidieran hacer un viaje fugaz a Panamá.

Agregó que las declaraciones de Alvarado tras conocer de la situación también generan dudas. Para esa fecha, el mandatario dijo que la embajadora María Faría, designada por Juan Guiadó, presidente encargado de dicho país sudamericano, les había agarrado el codo.

Producto de las sospechas, Gamboa confirmó que el jefe de Estado costarricense funge como testigo en la denuncia por usurpación que se tramita en la Fiscalía del I Circuito Judicial de San José bajo el expediente 19-000185-0619-PE.

El abogado de Maduro también adelantó que, para evitar tomas como la ocurrida el 20 de febrero, el Estado venezolano decidió traspasar la propiedad conocida como “la casa del embajador”, ubicada también en Los Yoses, a nombre del costarricense Álvaro Montero Mejía.

Montero, quien funge como catedrático de la Universidad de Costa Rica (UCR), es un reconocido miembro de la izquierda en el país.

A continuación, la entrevista con Gamboa acerca del asunto en cuestión.

¿Qué hicieron con la propiedad conocida como “la casa del embajador”, que está al frente del edificio de la embajada en Los Yoses?

- Lo que hizo el Gobierno de Venezuela fue entregarle la posesión al doctor Álvaro Montero Mejía. Don Álvaro tiene todas las condiciones para ser el poseedor. La posesión fue transmitida mediante escritura pública, debidamente notariada e inscrita. Esto ocurre luego del despojo de la embajada el 20 de febrero pasado por parte de un grupo de venezolanos. De hecho, Venezuela está a la espera de cuáles van a ser las decisiones de la Cancillería costarricense en cuanto a este tema. Tampoco se ha movido la Fiscalía y esto preocupa a Venezuela, no se están tutelando los derechos en Costa Rica.

Don Celso, ¿usted fue el encargado de traspasar la propiedad?

- No, yo no soy notario. Se hizo con un notario.

¿Cuándo se hizo el traspaso?

- Hace bastante tiempo. La fecha no la tengo clara, porque el trabajo está más compartimentado. Yo me encargo más de los asuntos legales y direccionar todas las acciones judiciales para hacer valer los derechos para la República Bolivariana de Venezuela en Costa Rica, que han sido obviados, dejados de lado por parte del presidente Alvarado.

Pero ¿la decisión se da después de la toma de la embajada el 20 de febrero?

- Correcto. Venezuela desde un principio acató y respetó la decisión del presidente Alvarado (de retirar en un plazo las credenciales diplomáticas), aún y no estando conforme, pero dentro del plazo de los 60 días esta gente (del bando de Guaidó) tomó por la fuerza a la embajada hasta el día de hoy. Lo peor es que nadie ha brindado ayuda para tutelar ese derecho de posesión sobre el inmueble que se tenía. Eso es lo que se está reclamando. Quedaron documentos oficiales del Estado Bolivariano y esta es la hora de que la Fiscalía no ha movido un dedo. Es claro que la señora Faría no tiene inmunidad porque es ciudadana costarricense, entonces hay una gran cantidad de situaciones que nos permiten aseverar que hay una negatoria de justicia por parte del Estado costarricense para con la República Bolivariana de Venezuela.

Entonces, ¿la propiedad transferida era del Estado venezolano?

- Sí. Es propiedad del Gobierno Bolivariano. Es una propiedad de varios millones de dólares y Costa Rica no puede despojar a Venezuela de un bien que le es propio. Constitucionalmente, Venezuela ni siquiera puede donar el inmueble, por eso lo que hizo fue traspasar la propiedad esperando que el fenómeno del golpista Juan Guaidó se desinfle y Costa Rica pueda recapacitar.

¿Cuándo fue adquirida?

- Hace más de 20 años.

Tengo entendido que las misiones diplomáticas son territorios extraterritoriales, ¿las casas de los embajadores también?

- Correcto. Las casas de los embajadores forman parte del país invitado. En este caso, cuando venció el plazo que Carlos Alvarado le dio a la misión diplomática, ya la propiedad dejó de ser territorio venezolano y pasó a ser parte del territorio costarricense, aunque sea propiedad del Estado de Venezuela. Es poseída por un costarricense, que es el doctor Álvaro Montero Mejía, quien ya ha decidido invitar a grupos sociales para que converjan en la residencia: indígenas, sindicalistas, estudiantes. Ahora es un centro de reflexión. También un centro de cultura para informarse mejor de lo que está sucediendo en Venezuela.

Entonces ese traslado a manos privadas, en este caso a don Álvaro, provoca que se pierda la extraterritorialidad…

- Sí, se pierde. Como el plazo venció el lunes 15 de abril, ya ese día los miembros de la misión perdieron sus credenciales, por lo tanto, ellos mismos entregaron la propiedad a un costarricense, dejó de ser territorio venezolano y se convirtió momentáneamente en parte del territorio costarricense, en este caso, en manos de un tico.

Entonces es una propiedad privada…

- Es una propiedad privada como su casa, la mía, la de cualquier otra persona. No puede ser objeto de ningún tipo de despojo por parte de grupos, porque ya Venezuela en tiempo y en plazo tomó las acciones legales que le permitía la legislación costarricense.

En su momento se denunció que la Cancillería al parecer estaba al tanto de la toma de la embajada, ¿qué maneja usted como apoderado de Nicolás Maduro?

- Una hipótesis que se le ha expuesto a la Fiscalía. Llama la atención que, para la fecha en que se da el asalto de la embajada, el presidente y el canciller estaban en Panamá. Luego vienen y reprenden severamente a María Faría, pero, después de hacerlo, no se ven las consecuencias. Incluso, pese a que el presidente reconoció que fue un acto imprudente y delictivo, aun así, aquí estamos esperando siquiera un citatorio o una inspección judicial del lugar, pero no se ha hecho.

Entonces creen que don Carlos habría conocido sobre la toma…

- Eso se le ha pedido a la Fiscalía que investigue. El presidente ha negado en todo momento conocer de las intenciones de María Faría, sin embargo, hay muchas situaciones que, con todo el respeto que se merece el presidente de la República, nos hacen sospechar qué tan cierto sea ese desmarque que hizo de María Faría y del asalto a la embajada.

¿Don Carlos funge como testigo en la denuncia que usted presentó?

- Fue ofrecido como testigo porque él mismo fue quien reprochó, el que dijo que dio la mano y le agarraron el codo. Él mismo se colocó en esa situación y es importante que la Fiscalía lo entreviste y este explique a razón de qué y por qué dijo eso. Don Carlos es un hombre que conoce de leyes, que sabe de lo que está hablando y se dio cuenta que hubo un error por parte de María Faría y lo hizo público. No creo que se retracte ahora.

¿Han valorado ampliar la denuncia?

- Nosotros vamos a esperar que doña Emilia (Navas, fiscala general) investigue. De momento, Venezuela es muy respetuosa del proceso. Si doña Emilia Navas llega a descubrir que Carlos Alvarado está involucrado en esto, téngalo por seguro que será incluido dentro de la denuncia que se ha presentado.

¿Cómo va la denuncia? ¿En qué etapa está?

- La denuncia está como si se hubiese puesto ayer. No ha hecho nada la Fiscalía, de momento. Eso nos preocupa, porque hay una delegatoria de justicia.

GOBIERNO RESPONDE

Debido a la sospecha del régimen de Maduro, la ministra de Comunicación Nancy Marín reaccionó. Para la titular, dicho señalamiento es impropio.

“Somos respetuosos de la autonomía que tiene cada uno de los países y respetuosos además del Estado de derecho en el que vivimos. Me parece un poco inapropiada la aseveración que se hace sobre algún involucramiento por parte del presidente de la República, sin embargo, se tendrá que dilucidar en los tribunales de justicia, como corresponde, la acusación de quien quiera que la haga”, destacó la jerarca.



Noticias relacionadas

VEA MÁS



Comentarios

COMENTAR

Sincero (23/04/2019)

Si lo dice, Celso... páseselo por el puro c...