Lunes 11 de Diciembre, 2017

Evite la colitis mejorando su alimentación

Silvia Garita Navarro, nutricionista15 de abril, 2016 | 05:05 AM

El síndrome del intestino irritable, popularmente conocido como colitis, es un trastorno intestinal que se define por la presencia de dolor abdominal y cambios en el hábito intestinal, lo que quiere decir que se acompaña de episodios de estreñimiento o diarrea.

Los principales síntomas de este síndrome son consecuencia de alteraciones en los movimientos y la sensibilidad del intestino, la presencia de contracciones intestinales muy potentes junto con un aumento de la sensibilidad  intestinal que origina el dolor abdominal.

Lea: Estas señales pueden alertar sobre la epilepsia

La diarrea y el estreñimiento surgen cuando las contracciones se hacen muy rápidas o lentas, respectivamente.

En el caso de las personas que presentan el síndrome del intestino irritable se recomienda:

-Evitar todo tipo de alimento grasoso como frituras, comidas rápidas, embutidos, repostería,  lácteos o carnes con alto contenido de grasa. Debido a que la grasa de origen animal o vegetal es un estimulante que puede causar contracciones del colon después de comer.

-Realizar pequeñas comidas a lo largo del día, las comidas muy abundantes dificultan la digestión, pueden causar inflamación y en personas que presentan diarrea pueden agravar los síntomas.

-Identificar los alimentos que le producen malestar, ya que pueden variar mucho de persona a persona, por ello cuando el síndrome se presenta frecuentemente se recomienda llevar un registro de los alimentos que se consumen con el fin de identificarlos más fácilmente. Algunos alimentos que comúnmente pueden generar molestias son el brócoli, la coliflor, el repollo, los alimentos picantes o muy condimentados, las bebidas gaseosas o el alcohol.

La colitis es un trastorno intestinal que se define por la presencia de dolor abdominal y cambios en el hábito intestinal.

-Utilizar en las preparaciones, condimentos o especies naturales para realzar el sabor de las comidas y así evitar el consumo de condimentos artificiales. Se puede adicionar a las comidas cebolla, ajo, tomillo, culantro, perejil, apio, etc.

-Los frijoles, garbanzos y lentejas en algunas personas causan malestar, sin embargo, son muy nutritivos, por lo que antes de descartarlos de la dieta se debe probar consumirlos molidos o aplicar la siguiente técnica: Antes de cocinar los frijoles, déjelos en remojo la noche anterior durante 8 horas, después descarte esta agua y cocínelos de forma regular. Este procedimiento disminuye el tiempo de cocción y ayuda a eliminar ciertos componentes que se encuentran en la cáscara de los frijoles que provocan inflamación.

-En el síndrome del intestino irritable, el estrés es una causa importante de su aparición, por lo que se recomienda recurrir a técnicas de relajación e igualmente realizar ejercicio de forma frecuente, como una forma de liberación de estrés y mejoramiento de la digestión.

-Tanto en el caso de la gastritis como en el síndrome del intestino irritable, se ha observado que el consumo regular de sábila en batidos ayuda a los procesos digestivos y mejora los síntomas.

-Mantener un adecuado consumo de agua, como mínimo 6 vasos de agua diarios para facilitar la digestión de los alimentos.



Noticias relacionadas

VEA MÁS



Comentarios

COMENTAR