Lunes 13 de Julio, 2020

Presidente Solís condiciona acercamiento con Daniel Ortega

Greivin Granados07 de diciembre, 2016 | 04:37 PM

El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, condicionó el acercamiento que le propuso su homólogo de Nicaragua, Daniel Ortega, para fortalecer las relaciones bilaterales entre ambos países.

El primero de los condicionamientos es que Nicaragua debe pagar los daños ambientales causados a Isla Calero y que la Corte Internacional de Justicia de La Haya había fallado el 16 de diciembre del 2015 en el diferendo entre ambos países.

El segundo de ellos se trata del retiro definitivo e incondicional del personal militar nicaragüense que se encuentra ubicado en un pequeño campamento que está ubicado en territorio costarricense y que ya fue denunciado por la Cancillería en una declaración hace pocos días.

Solís aseguró que se llevó a cabo una primera valoración de las declaraciones positivas, pero que se necesita un mayor nivel de confianza y que esas buenas intenciones se concreten en acciones.

"Son signos positivos de un esfuerzo por mejorar las relaciones bilaterales como un proceso que sea gradual y que esté basado en hechos y no en buenas intenciones.

Porque las relaciones entre Costa Rica y Nicaragua necesitan mayores niveles de confianza que no existen hoy, y esa confianza se basa principalmente en cosas concretas y no simplemente en buenas intenciones", señaló.

Solís agregó que las relaciones actuales no tienen causales de divorcio y que se necesitan acciones para recordar el nivel de confianza entre ambas naciones.

"Las relaciones entre dos países como los nuestros, como Costa Rica y como Nicaragua, por la historia, por la geografía, como decía el recordado embajador de Costa Rica en Nicaragua, Edgar Ugalde, no tienen causal de divorcio.

En ese sentido, los gobiernos de Nicaragua y de Costa Rica, debemos garantizar todas las condiciones para que esas relaciones se desarrollen en un marco de seguridad, de respeto, de confianza, de mutuo provecho y mi primera valoración es positiva", señaló.

El Presidente dijo que una vez que el Gobierno de Nicaragua cumpla con estas acciones y Costa Rica atienda la emergencia nacional por el huracán Otto, si Ortega quiere venir al país, acepta siempre y cuando se siga la vía diplomática.

Con respecto a los diputados que se ofrecieron para interceder en las relaciones con Nicaragua, Solís agradeció esa intermediación, no obstante, pidió que ese asunto recae en el Poder Ejecutivo.



VEA MÁS



Comentarios

COMENTAR